viernes, 28 de octubre de 2016

Bayer-Monsanto, una fusión tóxica para los trabajadores y el medio ambiente

Por Hernán Centeno


A mediados de septiembre la multinacional alemana Bayer compró a otra gran empresa monopólica, la estadoudinense Monsanto, dando lugar a una mega empresa que tendrá en sus manos el control de buena parte de la producción agrícola y alimentaria.  De esta manera y con el desembolso 66.000 millones de dólares, los alemanes se convirtieron en la corporación más poderosa del planeta en esta rama industrial, ya que controlarán el 29% del mercado global de las semillas y el 24% del de agrotóxicos.

El año pasado, el mercado local de agroquímicos -sin contar semillas- facturó 2457,7 millones de dólares, siendo Monsanto la número 1 con US$ 377,1 millones y el 15,3% de participación. Bayer reportó US$ 208,2 millones, ubicándose como la cuarta compañía del mercado, con un 8,5%.  Esta “Mega Empresa” monopolizará los transgénicos: Monsanto ya era líder en glifosato, maíz y soja transgénica, mientras que Bayer lo es en herbicidas específicos, fitosanitarios y tratamiento de semillas; mucho más después de haber adquirido FN Semillas y la firma de inoculantes Biagro. (Leer todo)

No hay comentarios:

Publicar un comentario